25.7 C
Posadas
sábado, noviembre 27, 2021

Ser emprendedor: un desafío que da satisfacciones

+INFO

Misiones Moda Show: el domingo más fashion de toda la provincia

Ante la espera del gran evento que prometen tres de los mejores productores de moda de la provincia, las ganas por el mega show crecen a pasos agigantados.

Andrea Bocelli y su fe: “Si la vida eterna no existiera todo perdería su significado”

"No creo en el reloj sin el relojero", sintetiza Bocelli su fe cristiana. Reflexionando sobre su profunda...

El patrullero que “se fue a dar un paseo”

Un grupo de policías acudió en Panambí a atender una llamada por supuestas amenazas a una mujer y al bajar del...

Destruyen escapes decomisados de autos y motos en Eldorado

El jueves 28 de octubre en el Depósito Vehicular de la Dirección de Tránsito de la...

Matías Sebely es un emprendedor. Y reflexiona sobre la actividad. Además se anima a decir lo que nadie dice: una actividad muchas veces solitaria, un estilo de vida, el desarrollo de la paciencia y entender que a veces uno no será visto como “el bueno”

En su trayectoria empresarial y de gestión, el emprendedor Matías Sebely ha recorrido diversas instancias y las experiencias adquiridas le permitieron evaluar todas las cuestiones. Así puede analizar las dos caras de la moneda. Y señalar cuáles son las ventajas y riesgos del emprendedurismo.

“Ser un emprendedor en cualquier ámbito es de por sí algo increíble y debe ser aplaudido, porque la palabra es sinónimo de ser valiente, de atreverse, y no todas las personas tienen el coraje suficiente. Y es aún mejor cuando le hacés un bien mayor a tu comunidad y a tu país con tu proyecto. Sólo recordá tener muy presente que no va a ser todo color de rosas”, indicó en su obra El éxito del fracaso.

Está claro que se trata de un tema actual. “La verdad sea dicha. Ser un emprendedor es el empleo que está de moda en nuestra sociedad”, indicó.

Pero en todas partes hay quienes no ven esta movida con buenos ojos.  “Contrariamente a esto, desde hace algún tiempo –indicó Sebely- coexisten en el mercado un grupo de empresarios que sostienen haber formado parte de la economía desde hace mucho más tiempo que todos estos nuevos emprendedores que se convierten en empresarios y desde esa postura crearon una tendencia anti-emprendedurismo”.

O dicho a la manera argentina: Son los famosos contras que acuñaron la frase “no va a andar”.

A esto, el empresario de Alem puso de manifiesto su actitud.

“La manera lógica en que trato de vivir mi vida me dice que todas las cosas en la vida tienen dos caras, la bonita y la que no es tan brillante. Mi política ante todo es investigarlo desde todos los puntos de vistas y todas las aristas posibles, incluso más si estamos interesados en ese algo que potencialmente pueda cambiarnos la vida”, señaló.

Steve Wozniak y Steve Jobs en los inicios de Apple.

Cuando más información tengamos, mejor preparados estaremos para las situaciones que se nos presenten, agregó.

Todos estos datos están en el libro El éxito del fracaso de Sebely.

Sólo hay que hacer click sobre las partes de color anaranjado y ¡listo!

ttps://www.elexitodelfracaso.com.ar/

Conociendo al otro

En este punto, se puso en campaña para averiguar. “Me causaba curiosidad conocer qué tenían que decir los integrantes de este grupo de personas que de cierta manera se oponían, o no pintaban una imagen tan colorida y esperanzadora del concepto de emprendedurismo”.

Después de su investigación encontró con que era una información muy interesante, tanta que decidió compartirla.  Y recordó parte de la historia reciente del fenómeno.

“Me parece justo que si vas a orientarte hacia el camino de los emprendedores, tenés que saberlo todo: lo bueno, lo malo y lo peor”, es la advertencia.

Hay que recordar que en la década de 1980, ser un emprendedor era considerado una rareza, las personas que se atrevían a serlo eran consideradas como una especie de inadaptados.

“Lo que las personas opinaban sobre aquellos que decidían comenzar sus propios proyectos no eran comentarios positivos, todo lo contrario; no eran rechazados, pero de ninguna manera eran celebrados como hoy en día, casi como héroes y grandes influencias”.

Paul Allen y Bill Gates en los inicios de MicroSoft.

Todo cambió cuando a mediados de la década de los ‘80s, empresas como Apple, Adobe, Oracle y Microsoft comenzaron a abrirse camino en un mercado que hasta ese momento no veía con buenos ojos a los nuevos emprendimientos.

“Y esos inadaptados sociales, pasaron a ser personas más aceptadas y hasta envidiadas por algunos. Ya para la década de 1990, el emprendedurismo estaba revolucionando el mercado de las finanzas y el comercio en general; actualmente son considerados personas famosas y todos, aunque no lo acepten, aspiramos a ser como esos valientes que crearon algo a partir de la nada, porque los admiramos”, acotó.

Pero –acotó Sebely- que su intención en ningún momento era desprestigiar, ni criticar a nadie, “mucho menos a personas que admiro, ya que se considera él mismo un emprendedor”.

Cómo es la vida de un emprendedor

Ni tampoco quiero hablar de la evolución de cómo ser un emprendedor llegó a ser tan interesante en la actualidad, sino hablar desde otra perspectiva sobre lo que significa emprender; perspectiva que muchas veces los medios de comunicación omiten.

Digamos que las “partes feas” de la historia, porque las hay, por supuesto que las hay.

Al igual que ser un médico o un astronauta no es fácil y se requiere de mucho esfuerzo, podríamos aplicar lo mismo para ser un emprendedor. Hasta me atrevería a decir que como una persona no nace siendo un astronauta, nadie nace para ser un emprendedor tampoco. Hablaremos de estos factores que considero son los más desafiantes de ser un emprendedor, el lado oscuro del emprendedurismo en la época en que nos encontramos, donde serlo, es admirable. Aclaro que en ningún momento quiero que te veas desmotivado de seguir tus sueños. Quiero prepararte, contándote las cosas difíciles y los retos con los que te vas a encontrar en el camino cuando decidas emprender tu propio proyecto.

  1. La sensación de aislamiento que se siente.

Especialmente cuando te decidís a comenzar y aún no contás con un equipo de trabajo consolidado o no tenés a nadie que comparta tu visión y entienda tus ideas. Todos estamos acostumbrados a formar parte de un grupo, si sos un empleado en una empresa tenés a tus compañeros de trabajo, en la universidad tenés a tus compañeros de clases y de esa manera, como seres humanos vivimos perteneciendo a grupos, incluso si no lo queremos. Cuando decidís emprender tu negocio, si tenés suerte vas a contar con un socio o compañero, pero si no vas a estar básicamente solo, y podés sentir que te sobrevenga esa sensación de aislamiento y soledad. Incluso cuando contás con una idea que es innovadora y no tenés otros ejemplos como parámetro de comparación, y aunque sepas que será algo nuevo en el mercado y eso es aplaudible, estarán esos momentos de dudas y de vacío. Encuentro curioso cómo a muchas personas no les agrada hablar sobre ello, ya sea por sentimiento de vergüenza o porque consideran que no queda bien con la imagen que quieren mostrar al mundo de la personalidad de un emprendedor exitoso. Sin embargo, esos sentimientos negativos que podés llegar a sentir, son muy reales.

  • Puede que lo que decidas emprender te brinde un estilo de vida y un empleo, pero no abundancia económica.

Esto es algo real e importante de entender, que me parece que más personas deberían de estar hablándolo. Ser independiente laboral y financieramente, no significa que todos vamos a llegar a convertirnos en Mark Zuckerberg (creador y fundador de Facebook). Es cuestión de poner las cosas en una balanza, tal vez por seguir nuestro camino no vayamos a percibir el mismo ingreso monetario al año que trabajando en una oficina, pero sí tendremos libertar de escoger nuestro propio horario, libertad creativa con todo lo que hacemos y no tendríamos que responder por nuestras decisiones ante nadie. Es una cuestión de saber que tiene mayor valor para vos. Muchas veces pensamos en los emprendedores como personas que tienen mucho dinero y me atrevo a apostar que esa es una de las razones porque este negocio resulta tan popular en la actualidad. La realidad es que no siempre es así, muchos de ellos tienen un segundo trabajo y su proyecto de emprendimiento es más un hobby y un pasatiempo que su primera fuente de ingresos.

Puede ser una imagen de 1 persona y al aire libre
Matías Sebely muestra productos De la Finca, uno de sus emprendimientos.
  • Nada se hace de la noche a la mañana.

Muchos empresarios y dueños de negocios afirman que toma mucho tiempo, años, construir un negocio, y otros más para empezar a percibir alguna ganancia sustancial. Generalmente se requiere de mucho tiempo para construir un negocio. Incluso Facebook existió y estuvo funcionando por cinco años sin recibir ninguna ganancia en absoluto. De igual manera pasa con muchos negocios.

  • Vas a tener que tratar con personas que no te verán como el bueno de la historia.

Estar en la posición de líder automáticamente crea en los demás una reacción negativa hacia a tu persona, como si de entrada se sintieran inferiores por el simple hecho de tu posición, incluso si nosotros no consideramos eso en lo absoluto.

Cuando dirigís un negocio, tenés que indudablemente estar pendiente de su administración, y esto acarrea tratar con todo tipo de personas, no solo empleados, sino también proveedores y clientes.

Charlas motivadoras en el Dachary para alumnos sobre emprendedurismo.

* Vas a ser el encargado de tomar las decisiones difíciles, y en todas las formas de verlo, seres el único responsable por el resultado de esas decisiones.

* Vas a ser el que comunica las malas noticias y el encargado de encontrar los problemas que tienen que resolverse.

* Administrar esta carga humana y hacerlo de una buena manera es mucho trabajo y a algunas personas no podrán hacerlo naturalmente. Pero este es un factor clave que tenés que considerar a la hora de emprender.

A pesar de todo esto que podés o no haber sido consciente de que existían, hay una realidad más grande y es que si amás lo que hacés, y te encanta ser tu propio jefe, o ser independiente, no dejes que nadie ni nada se interpongan en tu camino.

En el Dachary

Matías Sebely dio una charla sobre el tema. Fue en el taller de emprendimiento e innovación

“Así se llama la materia que tienen los universitarios en el Gastón Dachary. Y lo celebro, porque significa que en cada vez más espacios educativos se adquieren herramientas para emprender y generar”. Indicó en las redes sociales tras dar una clase presencial con los alumnos.

Fue el sábado 23. “Gracias por invitarme a compartir mi experiencia. Una gran forma de terminar la semana”, indicó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ultimas Noticias

Un Plan nacional acercó máquinas a un olero de Oberá

Tras su proyecto “Emprender para crecer”, un trabajador de Oberá recibió ayuda del Gobierno de la ciudad que brinda beneficios a través del Plan Nacional de Minería Social (PNMS).

El 8 de diciembre vuelve una nueva edición de “Eldorado Brilla”

El 8 de diciembre comienza una nueva edición de "Eldorado Brilla". Serenatas, ferias, muestras, concurso de vidrieras y de ornamentación en barrios así como el Festival cristiano Eldorado canta para Cristo

Encarnación mira con ganas a Posadas: todo más barato

El dólar blue superando los $200 impacta de manera directa en los valores de la diferencia...

Sí, la ciencia lo confirmó: las abuelas hacen bien

Siempre lo supimos. Lo intuimos. Pero ahora, los neurólogos y antropólogos confirman que las abuelas -sobre todo- hacen bien, enseñan a vivir, muestran cómo experimentar. Sí, son el mejor invento del mundo

Rige el “Posadas Libre de Pirotecnia de Alto Impacto Sonoro”

No hay cohetería ni fuegos artificiales para Posadas cuando superen los 90 decibeles. La norma no es nueva pero vale reiterar ante la clausura del estadio de Guaraní Antonio Franco debido al uso de cohetería en un partido.