27.8 C
Posadas
lunes, febrero 6, 2023

La violencia, la ira, la agresión: todo junto en medio de la virtualidad y los jueguitos

+INFO

Abusaba de su hijastra: su mujer lo sorprendió y lo castró completamente

El hecho ocurrió en Vietnam. La chica de 15 años, hija de la mujer, venía diciéndole a la madre que esto...

El actor de Transformers en un retiro espiritual se prepara para dar vida al Padre Pío

Fraile capuchino (izquierda), actor Shia Labeouf (derecha) El fraile Hai Ho compartió en Instagram una “divertida sorpresa”, pues...

Chau letrina, con el Plan Arreglo Mi Casa

Una simple historia. Castorina Do Amaral de Colonia Alberdi, vivía con diez personas (hijos y nietos) en una humilde casita de...

Lo que viene es una revolución de la miel

Por Facundo López Sartori, Ministro del Agro En nuestra provincia hay más de mil...

El tema policial que invadió los medios la semana pasada deja tela para cortar desde el lado de la reflexión. Un experimentado periodista aporta su mirada

El hecho policial se conoció durante la semana pasada y conmovió a la sociedad posadeña y, por extensión, a la misionera.

Dos jóvenes conocidos entre sí: uno ataca al otro a tiros, cuchilladas y golpes.

La víctima, que había sido rey del Colegio Janssen, sobrevive con un disparo en la mejilla, con varios cortes de las cuchilladas y los golpes recibidos. A los pocos días del ataque, milagrosamente recibe el alta y puede volver a su casa con la bala calibre .22 aún alojada en su rostro.

El otro se abstiene de declarar. El padre de este último anuncia que abandonará su actividad comercial en la que es conocido de hace décadas “para dedicarse a su hijo”, mientras se comunica con los padres del atacado y pide disculpas.

Hasta aquí los hechos.

Gonzalo Peltzer director de El Territorio.

El periodista y director de El Territorio Gonzalo Peltzer reflexionó en su columna dominical sobre este hecho, y con buen tino, trató de hacer abstracción del mismo y buscó generalizar el fenómeno.

El primer punto que puso de relieve fue la cuestión de la desvalorización existente hacia la vida que parece inferirse.

“Quiero decir que ante muchos acontecimientos como el de esta semana, y en todos los niveles de nuestra sociedad, aparece la vida como una moneda barata que se puede cambiar por unas emociones o que se puede perder sin demasiadas consecuencias”, indicó Peltzer.

Y allí reiteró un mensaje vital.

Y luego, Peltzer no deja de señalar otro aspecto que aparece emergente. Y que si se permite una acotación pareciera provenir de un sustrato inserto, un chip incorporado en algunos elementos de nuevas generaciones que tienen muy desarrollado el “homo ludens” a partir de los jueguitos electrónicos. ¿Cuál es ese sustrato? La idea de que todo es juego y que con un simple “reset”, el juego se reinicia. “Perdiste una vida, te quedan dos vidas más”. De hecho, la última versión de la exitosa película Jumanji retoma esa línea. “A vos te comió un hipopótamo gigante. Ahora te quedan dos vidas”, dice.

El personaje de Jack Black es comido por un hipopótamo: igual tiene dos vidas más.

Y hay más: para Peltzer “el otro lado del mostrador” también es sorprendente.

“También sorprende la falta de aprecio a las consecuencias del delito, como si no bastara con la educación elemental o con lo que enseñan los medios de comunicación, que quizá –ahora que lo pienso– puede que sea insuficiente o equivocado. No se entiende que una persona cometa un homicidio para disfrutar no se sabe de qué beneficios de ese crimen”.

Y allí vuelve la “teoría Jumanji”, perdón por el analogismo.

“Diera la impresión de que, para quienes cometen esos delitos, quitar la vida tendría las mismas consecuencias que tomarse un vaso de agua… Sí que las tiene y son tan terribles que ya no se vuelve de ese lugar, no solo psicológicamente sino también en las consecuencias tremendas, que todavía no son nada comparadas con la falta de libertad que la justicia tiene preparada para los que los cometen”.

En el cine Disney graficó a la Ira (Intensamente)

Y allí llega el momento de golpearse el pecho. Con o sin razón. Y allí, subrepticiamente, ingresa la teoría aportada más arriba.

“Es probable que la generación del que esto escribe haya fallado en transmitir a sus hijos o a sus nietos al valor inestimable de la vida. O puede que ese mismo valor intangible sea difícil de entender en la generación acostumbrada a la virtualidad de las pantallas”.

En el final, el experimentado periodista apela a que algo habrá que hacer “antes de que terminemos matándonos unos a otros por naderías. Y no se crea que estamos tan lejos…”

El artículo completo de Gonzalo Peltzer puede leerse en

https://www.elterritorio.com.ar/noticias/2021/04/18/700862-el-inestimable-valor-de-la-vida

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ultimas Noticias

Este fin de semana vuelve la Fiesta Provincial del Helado a Eldorado

Eldorado se prepara para vivir junto a la comunidad la Fiesta Provincial del Helado que se llevará a cabo en la...

Oh, no: ahora empezó a subir la carne

Lo que faltaba. En el país de la carne (vacuna) su precio tomó carrera y desde los últimos días de enero viene in crescendo. Sin embargo, se advierte que durante 2022, su incremento fue menos de la mitad de la inflación anual del país

Más árboles en las ciudades para salvar vidas

Plantar árboles en las ciudades salva vidas. Lo dicen informes internacionales y se verifica cada día en cada barrio. En Posadas, el fin de semana se llevó a cabo a una tarea de acercar especies nativas a los vecinos en Itaembé Guazú: éxito total

¿Cruzar al Brasil atravesando una calle? Sí. En San Antonio

Funcionaba la integración antes que en los papeles. Es inevitable. La gente de un lado y otro se conoce, se trata, hace negocios, se visita. Ahora, además podrá usar ese cruce fronterizo para viajes más largos

Los orígenes religiosos y filosóficos de la misoginia

Las religiones suelen ser dirigidas por varones. Y la filosofía también. Y desde esos ámbitos hubo una misoginia bastante evidente (en los grandes textos) y en el lugar que dejaron ocupar a la mujer. El mensaje del cristianismo en sus inicios no pareció ser ése. Pero fue mutando. Una novela del misionero Eduardo Torres buceará estas cuestiones. Y hoy se presenta un adelanto