22.7 C
Posadas
sábado, abril 20, 2024

Emprender requiere de mucha fe en uno mismo

+INFO

Para sobreponerse a los fracasos hacen falta dosis por igual de fe en uno mismo y horas y horas y horas de entrenamiento. Y hay que comenzar de nuevo. Porque algunos se hunden a sí mismos en reproches y otros aprenden de sus equivocaciones. Cada uno decide en qué equipo juega

“Como los deportistas de élite, tenemos que entrenar para esa prueba, prepararnos todos los días. Vamos a necesitar personas que nos ayuden, que nos indiquen qué estamos haciendo mal y cómo podríamos mejorar nuestro desempeño. Quiero ser esa persona para vos, la que te ayuda a comenzar de nuevo”.

Así que el arranque puede ser ese: qué hacer cuando las cosas no salen como uno planeó.

El que lo señala es Matías Sebely joven emprendedor de Leandro Alem. Con proyectos como Comida por un dólar y De la finca ha demostrado que sí se puede. A pesar de las dificultades.

“Cuando la vida te golpea pueden suceder dos cosas: que te subleves contra la vida y en consecuencia te hundas aún más o que aprendes de tus equivocaciones. Te puedo asegurar: no hay mejor decisión que considerar los golpes de la vida como lecciones de las cuales podemos aprender. Te lo garantizo, si tomás todo lo que pasa de un modo constructivo entonces las cosas te irán muchísimo mejor”.

Así pueden ocurrir desenlaces no deseados.

“Cuando sucede algo no muy agradable en la vida, posiblemente es porque tomamos una decisión equivocada que termina en un lamentable desenlace, algo fuera de nuestro control”.

En este punto, Matías Sebely en su libro El éxito del fracaso da una comparación:

“…imaginate que sos un deportista de alto rendimiento y la disciplina en la que competís es la vida misma. En esta competencia, tu prueba más ardua es empezar de nuevo. Ese es nuestro reto”.

Luego de un fracaso, hay que volver a empezar, afirma  Sebely en el capítulo Mirando el desafío. Y si se mira atrás hay que hacerlo con un enfoque positivo.

“Una de las primeras acciones que debemos encarar es procurar que el daño sea del menor grado posible. Si nos enfocamos en ser negativos, lo que haremos es destruir los aspectos positivos que quedaron de las malas experiencias y no aprenderemos nada de ellas”.

Y saber que habrá críticas.

“Habrá personas que con maldad te van a recordar ese fracaso; también habrá otras que te darán la mano felizmente para ayudarte a levantar, que te brindarán su apoyo una y otra vez. No dejes que el miedo y el recelo te impidan confiar de nuevo en las personas. Recordá aquel proverbio que dice: ‘si caminás solo, irás más rápido; si caminás acompañado, llegarás más lejos’”.

Otro de los elementos que Sebely agrega es hallar un propósito y aferrarse a lo que hace bien. Asimismo, exhorta a llenarse de emociones nuevas.

“Para concretar una idea hay que visualizar como si condujéramos siempre por el mismo camino para llegar a un destino. Si tomamos siempre la misma dirección, tendremos siempre el mismo panorama y veremos por la ventana del auto los mismos paisajes. Entiendo que por ser ese el camino que conocés, es el que te transmite confianza y te resulta familiar. ¡Arriesgate a tomar el camino diferente!”

Así se llega a un gran consejo sobre este tópico en el sentido de tomar el control.

“Tenemos que buscar nuevas oportunidades, ser proactivos y no solo esperar a ver qué nos depara la vida. De igual manera, trazar nuevas metas nos ayuda en este propósito. No importa si empezás con pasos pequeños o pequeños objetivos; solo debemos ser razonables y proponernos cosas factibles al comienzo, realizables, esto es vital para tener éxito”.

En el capítulo Eterno inicio, recuerda una canción del grupo pop Tercer Cielo (dúo del dominicano Juan Carlos Rodríguez y la norteamericana de origen mexicano Evelyn Herrera). “En parte de su letra nos lleva a suponer que hemos perdido todo de la noche a la mañana y tenemos que luchar por sobrevivir, pero que, si nos tocara comenzar de nuevo, no importaría porque ya no habría tormenta que pudiera derribarnos porque lo que nos da Dios es demasiado especial y nada lo puede apagar”.

Así como las canciones que nos hacen saber que no estamos solos en alguna situación, te puedo asegurar que no sos el único que tuvo que empezar de cero más de una vez”.

Nota: para acceder al libro en forma completa y totalmente gratuita, sólo hay que ingresar al sitio

Y desde allí bajarlo en formato PDF

spot_img

Ultimas Noticias