21.7 C
Posadas
domingo, junio 16, 2024

Negocios de cercanía, los que más padecen

+INFO

La venta en unidades retrocedió en noviembre a nivel país. Los rubros que más cayeron son los de higiene; pero también alimentos. Se trata de valores comparados en unidades con respecto al año pasado. El problema se da en los que negocios barriales (autoservicios, super chinos) que no entraron aún en el programa Precios Justos

Las ventas de alimentos, bebidas y productos de limpieza se hundieron 5,2% durante noviembre por la caída del poder adquisitivo. Pero con diferencias. Los de limpieza e higiene personal duplicaron ese valor y rondaron el 10 por ciento. Los alimentos un 5% y las bebidas son las que mejor ‘remaron’ la difícil coyuntura con -0,5%.


En noviembre, el consumo de productos de la canasta básica volvió a mostrar un signo negativo. La caída fue de 5,2% en comparación con noviembre del año pasado, de acuerdo al último informe de la consultora especializada Scanntech.
En términos generales, para la realidad local, se nota que -pese al cobro de aguinaldo en muchos agentes de la administración pública así como del pago de haberes a jubilados y pensionados- el nivel de ventas no registra subas sino por el contrario, descensos. En principio, los negocios de cercanía (autoservicios barriales, despensas, súpermercados chinos) son los que más retrocedieron porque aún no cuentan con las promociones del plan Precios Justos.


La merma se vincula con la contracción del poder adquisitivo de los consumidores, en medio de una inflación que este año ronda el 90%.
Buena parte de la caída se concentra en los pequeños comercios de barrio -autoservicios y almacenes- que son los negocios de cercanía a los que no llega la canasta de 2000 productos a precios congelados impulsada por el plan Precios Justos del ministro Sergio Massa. Ni existe el tope de aumentos del 4% que sí se controlan en las grandes cadenas de supermercados.


La inflación en los autoservicios alcanzó al 6% en noviembre, por encima del 4,9% medido por el Indec. Y más aún respecto del 3,5% de incremento promedio en el rubro de los alimentos.
En Misiones, asimismo, los emprendedores admiten que los planes Ahora revitalizan el comercio… para los que poseen capacidad económica de ofrecerlos. “A los chicos, a los emprendedores les cuesta lidiar con esta situación y ¿cómo vamos a competir con nuestros regalos si el que compra en un negocio instalado financia en doce o seis cuotas y tiene 20% o 40% de reintegro?”
Esa mayor inflación en los comercios más chicos dan cuenta de una realidad: esos negocios venden más caro que las grandes cadenas. Básicamente porque los comerciantes no tienen acceso a los mejores precios del mercado, que sí llegan a los supermercados.
Los autoservicios chinos y los almacenes de cercanía (despensas barriales) se abastecen en los mayoristas o a través de distribuidores -en muy pocos casos lo hacen directamente con las fábricas-, con lo cual terminan pagando más caro por la misma mercadería que venden las grandes tiendas.


En el conurbano bonaerense y ciudad de Buenos Aires, la caída fue del 7% (medido en volumen) en noviembre versus el mismo mes de 2021.
En el interior, la baja fue algo más leve: 4,6%, siempre noviembre contra noviembre del año pasado.
El rubro más castigado es el de los
productos de “Higiene”, con una caída del 8,9%.
El segundo lugar del ranking fue el de “Alimentos” (-6,8%),
mientras que la baja en “Limpieza” resultó del 2,6%.
En “Bebidas”, la baja fue de apenas el 0,5%.
Más allá de la alegría por el campeonato mundial de fútbol logrado por la selección argentina en Qatar, el escenario político-económico tiene un lógico y natural impacto sobre el humor social. No es casualidad que la imagen del Gobierno se encuentre en mínimos históricos. Aun por debajo de los años de la pandemia, cuando existía un áspero debate sobre la forma de enfrentar la circulación del coronavirus.

spot_img

Ultimas Noticias