20.7 C
Posadas
sábado, diciembre 9, 2023

Suben fuerte los remedios fuera de los acuerdos de precio

+INFO

Los productos de venta libre subieron entre 7% y 10% en enero. Están los geles antiinflamatorios, antimicóticos, digestivos, analgésicos y vitaminas: no tienenlos topes que puso el Gobierno. Cada mes, luego de conocerse el índice de precios, aplican. Los incrementos están por sobre el nivel de la inflación

Más allá de que cumplen el acuerdo firmado con el Gobierno hasta el 31 de marzo-, los laboratorios nacionales y multinacionales decidieron aumentar los productos de venta libre en farmacias, entre 7% y 10%. Así lo expresaron a BAE Negocios fuentes del Ceprofar, desde donde plantearon que se establece que el precio de los medicamentos sólo podrá aumentar hasta un 3,8% mensual, desde diciembre 2022 a marzo 2023. No obstante, también se previó una cláusula gatillo por la cual, en caso de que la inflación supere el 5% (lo que viene sucediendo), al mes siguiente las empresas podrán aplicar un aumento de hasta un punto por debajo de la medición del Indec.


En la práctica, lo que viene sucediendo es que los laboratorios modifican los precios dos o tres veces al mes, y los ajustan luego de conocerse el índice de inflación de cada mes. La única forma de ir verificando el cumplimiento es hacer un seguimiento exhaustivo de los precios. Si bien se vienen cumpliendo parcialmente los acuerdos, la realidad indica que las marcas más usadas de medicamentos aumentaron por sobre la inflación en 2022.
En enero hubo aumentos promedio de los medicamentos más usados que van del 4 al 5%. En los primeros días de febrero hubo aumentos promedio de alrededor del 4%, que se ajustarán seguramente luego de conocido – a mediados de febrero- el índice del INDEC.

Venta libre y cara


No obstante, hubo medicamentos de venta libre que aumentaron en enero entre un 7 y un 10% (cremas antiinflamatorias, antimicóticos, digestivos, analgésicos y vitaminas, entre otros productos). Esto se debe a que quedaron excluidos del acuerdo los medicamentos de venta libre, y la regulación de precios solo aplica a medicamentos recetados.
Por otro lado, en medicamentos no existe un acuerdo similar al de los “precios justos” que se dan en otros productos, donde se seleccionan algunas marcas y presentaciones, a un precio más conveniente, que se incorporan a un listado: en medicamentos el acuerdo alcanza en forma global a las más de 14 mil presentaciones de medicamentos recetados. Esto se hizo así para garantizar la libertad de prescripción por parte de los médicos de las distintas marcas, oponiéndose también los laboratorios a seleccionar un listado de marcas y precios más convenientes.

Se ha aceptado entonces una situación en la que existen grandes diferencias de precios entre marcas, de medicamentos que tienen la misma formulación y principio activo: hay diferencias de hasta 7 veces entre la marca más cara y la más económica – que en la práctica son iguales- en medicamentos muy usados; por ejemplo:

  • omeprazol (antiulceroso),
  • losartan (antihipertensivo),
  • clopidogrel (antitrombótico),
  • paracetamol (analgésico),
  • ciprofloxacina (antibiótico),
  • ibuprofeno (analgésico),
  • salbutamol (broncodilatador),
  • enalapril (antihipertensivo), entre otros.


Esto se explica por el bajo cumplimiento y deficiente difusión de la ley 25649 de prescripción por nombre genérico.
En diciembre se había anunciado el acuerdo entre Gobierno y laboratorios. El precio de los medicamentos sólo podrá aumentar hasta un 3,8% mensual, si se tenía en cuenta el último precio sugerido de venta al público a noviembre de 2022.
Habían participado del encuentro, representantes de la Cámara Industrial de Laboratorios Farmacéuticos Argentinos (Cilfa), la Cámara Empresaria de Laboratorios Farmacéuticos (COOPERALA), la Cámara Argentina de Especialidades Medicinales (CAEME), la Federación Argentina de Cámaras de Farmacias (FACAF), la Confederación Farmacéutica Argentina (CoFA), la Federación Farmacéutica y la Asociación de Propietarios de Farmacias Argentinas (ASOFAR).
El gobierno y estas empresas ya se habían reunido previamente en septiembre de 2022. Y los datos eran claros: el precio de los remedios subían por encima de la inflación.

Los medicamentos sufrieron fuertes subas de hasta el 50% durante el segundo cuatrimestre del 2022. Y como ejemplo, se señaló: llegaron a subir el 32% en promedio durante el cuatrimestre mayo-agosto de 2022, sensiblemente por encima del aumento del Índice de Precios al Consumidor medido por el Indec, que en el mismo período fue del 24,8%.
Algunos productos mostraron picos aún más llamativos: los sueros se encarecieron 50% y los productos de contraste, 45%. Los descartables -insumo clave en el sector- quedaron apenas por debajo de la media, pero aún así superaron la inflación: tuvieron un alza del 27%.

spot_img

Ultimas Noticias