9.7 C
Posadas
domingo, mayo 19, 2024

Cuando los niños también son horticultores desde muy pequeños

+INFO

Ya funciona el Huertas Kids en el Neni 2003 Jardín Maternal Solcitos de Posadas con el objetivo de que los niños conecten con la tierra y sus bondades. Trabajaron bajo la coordinación del Ingeniero Agrónomo Cesar Otto Niklas Y ponen en marcha el slogan: “Planté, cuidé y coseché”. Bien por todos.

¿Se puede ser un pequeño horticultor sin vivir en la chacra? ¡Se puede! En Posadas lo están demostrando con criaturas muy pequeñas. En el circuito de trabajo de campo de las técnicas del IFAI bajo la coordinación del Ingeniero Agrónomo Cesar Otto Niklas con la leyenda «Planté, cuidé y coseché» caritas contentas del Núcleo Educativo de Nivel Inicial (Neni) 2003 Jardín Maternal Solcitos en Posadas.

En este contexto, es fundamental contar el manejo de sistema productivo que se articuló con la municipalidad de Posadas a través de «Centro verde municipal» que aportó seis bolsas de sustrato y el Instituto de Fomento Agropecuario e Industrial (IFAI) colaboró con kit de herramientas, semillas, plantines y capacitación en Huertas Agroecológicas.

En este caso no contaban con condiciones óptimas para armar canteros es por eso que se decidió utilizar sustrato dentro de cubiertas en un sector y el otro en cajones de madera. Actualmente asisten 40 alumnos y la modalidad de trabajo es de 20 alumnos  por división. Los niños de tres años forman parte de un grupo que siembran plantines de lechuga, cebollita verdeo y repollo.

La ingeniera agrónoma Silvana Sandoval comentó la reacción de los pequeños al inicio de la tarea. “La verdad que para ellos en el día de la siembra fue muy didáctico y  la sorpresa fue cuando fuimos al control de plagas así como al cuidado porque estaban súper lindas, súper cuidadas y las maestras Bety, Paola, Silvana junto a los alumnos en el recreo se acercaban a regar las plantas.”

En tanto, la directora Eli Castilla, también sorprendida “por ser un jardín maternal que tiene niños de tres años en adelante a pesar de ser muy chicos son muy responsables con el cuidado de sus plantas”. Cabe mencionar que tuvieron un inconveniente con el repollo por causa de una oruga pero con la asistencia pudieron solucionarlo.

Desde el equipo técnico del IFAI se lleva un control cada un mes de la siembra que se realizó y hoy día se ven los resultados en la cosecha de lechuga que con tanta emoción cada niña y niño puede llevar a sus casas y contar la experiencia y comer de su producción

spot_img

Ultimas Noticias